jueves, 3 de noviembre de 2011

FORTALEZA, Ceará. Brasil

Fortaleza es la capital del estado de Ceará y la quinta ciudad más grande de Brasil, pero sinceramente, para mí, poco más tiene de interés. Yo sólo pasé por ahí porque es la forma de llegar a Jericoacuara y a Canoa Quebrada
Si he incluído esta entrada en el blog es porque tengo un par de recomendaciones interesantes para el caso de que te tengas que quedar algún día en la ciudad.
Bem-vinda/o a Fortaleza!


 



Donde comer...
Coco Bambu es una de las opciones más recomendables de Fortaleza. Su especialidad el pescado y mi recomendación el arroz "red de pescador", como te puedes imaginar con todo tipo de frutos del mar. Se encuentra en la Avenida Beira Mar, 3698 y no necesitarás reservar, es inmenso. Yo intentaría coger un sitio en la terraza por eso de oír las olas mientras comes.

Arroz "red de pescador"
Y de postre, te diría que te tomarás el helado más famoso de la ciudad, 50 sabores. Tienen dos tiendas en la Avenida Beira Mar, una muy cerca del club naútico y la otra en el hotel Trapiche. 




Una de las cosas que hice fue recorrerme parte de su enorme paseo marítimo en dirección al Museo de Arte Contemporáneo Dragão do Mar. Un paseo muy completo por toda la playa y terminando en este interesante edificio donde salvo los lunes que está cerrado, el resto de días tiene mucha actividad.







Una vez aquí y aprovechando que queda muy cerca, me acercaría hasta el Mercado Central, un auténtico descubrimiento. Me recordó a un scalextric con unos cuantos pisos y pasillos haciendo curvas. Aquí encontrarás artesanía y recuerdos típicos de todo Brasil a buen precio así que aprovecha.


  video



Justo al salir del mercado puedes pasarte por la iglesia que verás justo al lado...




Y para terminar con Fortaleza lo mejor va a ser volver a la noche. En el paseo de Beira Mar por las noches colocan un mercadillo de artesanía que te puede resultar entretenido. Como siempre no olvides regatear todo lo que puedas. Es ese mogollón de luces blancas que puedes ver justo en la foto de abajo.

Para cenar, fuimos a un boteco también en el paseo que se llama Boteco praia. Amplia oferta de platos típicos y bien elaborados, ambiente agradable y con terraza frente al paseo marítimo.


Moqueca rica
Queso y guayaba
Y para bajar la cena, no se me puede ocurrir mejor plan que ir al famoso forró del bar Pirata. Es un bar muy famoso pero que curiosamente sólo abre los lunes. Es verdad que es muy turístico, pero hay que reconocer que es divertido. Música en vivo, y animadores que forman corros inmensos de baile. Además, es un buen lugar para ligar por lo relativamente fácil, aunque eso es algo a extrapolar a todo Fortaleza.




video

Como buen barco pirata, a veces la caipirinha te la tienes que tomar en estas condiciones...



Como recomendación, intenta comprar tu entrada en el hotel donde estés hospedado, o si no estás en ningún hotel, entras en cualquiera de la playa de Beira Mar y compras el ingreso en la recepción. Resultará algo más económico que en la entrada del propio bar.


Y con fiesta, sin duda lo más destacable de este destino, termino con Fortaleza. Y ya te aviso que el próximo destino va a ser de los que más me han impresionado en mi periplo por Brasil, así que atento al próximo episodio.
Un beso enorme.


domingo, 2 de octubre de 2011

JERICOACUARA, Ceará. Brasil

En el nordeste de Brasil y a unas 6 horas de viaje aventura desde Fortaleza, la capital del estado de Ceará, se encuentra Jicoca de Jericoacuara, una pequeña población bien perdida del mundanal ruido y la contaminación. En este pueblo no saben lo que es el asfalto. Todas sus calles son de arena de playa. Te pasarás el día descalzo y casi como tu madre te trajo al mundo. Aquí tienes un vídeo maravilloso que transmite muy bien la filosofía de Jericoacuara o "casa de las tortugas" que es lo que significa esta palabra en la lengua indígena tupi.

Bem-vindo ao paraiso, bem-vindo a Jericoacuara.

Sin duda uno de los mejores destinos del mundo para amantes del windsurf y kitesurf, aunque no es necesario dedicarte a esto para disfrutar en este pueblo. Su oferta de actividades es enorme, para amantes de la naturaleza, locos de los deportes de riesgo, entusiastas de la fiesta nocturna e incluso para el que solo quiere descansar. 
Si alguna vez decido perderme, sin duda esta será una de mis primeras opciones.
Voy a comenzar con este mapa del pueblo para que te hagas una idea de como es y te sitúes una vez llegues allí.


Llegar a Jeri no es nada fácil y sin duda ése es uno de sus encantos. Tienes agencias que ofrecen viajes aventura para llegar hasta allí en buggy, tarda unas 4 horas y cuesta R$450 reales, que son unos 178€, según esté el euro claro, tienes muchos sitios donde mirarlo pero de dejo este link bastante fiable. También hay otros tours de varios días que van recorriendo la costa y haciendo noche en varias poblaciones pero eso ya estamos hablando de bastante más dinero. Mi recomendación es que vayas en autobús y "jardineira", un 4x4 con trasera de camión para pasajeros. Tardarás un poco menos de 7 horas y te costará ida y vuelta menos de R$100 (40€). La aventura garantizada, sobre todo en el último tramo en ese camión que te he comentado. Para comprar el billete, aquí te dejo el enlace de la única compañía que cuando yo fui ofrecía este servicio, fretcar, aunque lo mejor es llamar al teléfono de atención: 085 34022244. Yo intentaría comprarlo con antelación, nosotros no lo hicimos y cuando llegamos a la rodoviara (estación de autobuses) no quedaban asientos para el primero y tuvimos que esperar 2 horas hasta el siguiente. El viaje consiste en unas 6 horas de autobús que te llevará hasta Jicoca y una vez allí, cambiarás el bus por una "jardineira" que es el vehículo que consigue ir por esos caminos arenosos hasta Jericoacuara. Este último trayecto, que es el de aventura, te llevará unos 50 minutos.


Primera recomendación y advertencia. No existen cajeros automáticos en Jericoacuara y aunque en muchos sitios aceptan tarjeta de crédito, en otros no, así que no te olvides de llegar con efectivo en el bolsillo.

Dónde alojarte...
Para conseguir buenos precios, te recomiendo viajar entre septiembre y diciembre, es decir, en la primavera de Brasil, porque el precio del alojamiento será más barato que en la temporada alta que son los meses de diciembre, enero y febrero. Cuando yo fuí, tuve mucha suerte y me alojé en la casa de una coachsurfer que alquilaba muy barato un cuarto de la casa donde ella estaba viviendo. Pagué por un cuarto para dos personas, R$40 por noche, es decir, que me salió la noche a 8 euros. De todos modos, nada más bajar del bus, un señor de allí nos ofreció un cuarto en su casa por ese mismo precio, así que en temporada baja me atrevo a decirte que te podrías aventurar sin tener nada reservado. Si no eres tan aventurero y prefieres asegurarte un lugar, aquí te dejo el link de la única posada con la que contacté, Pousada Aqua. Tiene buena pinta y aunque el precio es de R$110 por noche, si lo pagas al contado te lo bajan un 15%, se te quedaría, redondeando un poco, a R$90 (37 euros), el cuarto para dos personas con desayuno incluído. Como Jericoacuara es el paraíso del relax, no quieren que hagas ningún esfuerzo en madrugar para desayunar y por eso lo sirven hasta las 14:00 pm, legal eh?.

Si finalmente decides quedarte en alguno de estos cuartos baratos en casa particular, como no tienes incluído el desayuno, aquí te dejo un sitio muy recomendable. Me encantó su desayuno bien completo con zumos naturales, frutas varias, pan casero con alguna loncha de pavo o similar y alguna mermelada. Otra opción es que pruebes el famoso açaí, una bomba energética con cereales, plátano y açaí claro está... se llama Café Brasil y está en la calle Beco do Guaxêio, 65, aunque todo el mundo te indicará donde está. 


Açaí
Como te comenté al principio, Jericoacuara es un paraíso para amantes de windsurf y el kitesurf, pero también ofrece muchas excursiones para quien quiera entretenerse con otro tipo de actividad. Yo te voy a proponer tres excursiones que son las más típicas, pero si decides quedarte más tiempo, cosa que no me extrañaría, te dejo este enlace donde podrás descubrir tú mismo más opciones.
Vamos a empezar visitando la "Lagoa do Paraíso". Para esta excursión te voy a recomendar la opción más barata que existe. En la ciudad te encontrarás con miles de agencias de viajes que te ofrecerán absolutamente todo, entre otras cosas la visita a esta laguna, pero resulta, que además de las agencias, a lo largo del día te encontrarás con camionetas de gente de Jericoacuara que tiene que ir a ciudades mayores para hacer sus gestiones diarias y siempre buscan llenar su camioneta para sacar un dinerito. Sólo hay un camino, con lo que siempre pasan frente a estos paraísos donde te dejarán encantados aunque tengan que desviarse un minuto. La ida y vuelta te saldrá por R$20 reales (unos 8 euros) y te dejará en uno de los chiringos que tiene la laguna alrededor y te recogerá por la tarde, cuando tú le digas. También puedes decirle que sólo te lleve y tú cuando decidas volverte se lo comentas al del bar del chiringuito en el que te encuentres en ese momento y él se encargará de que alguien pase a recogerte. Esta otra opción te permitirá recorrerte todos los chiringos y no tendrás que preocuparte por volver al primero donde te dejó. Por cierto, todo es negociable, así que siempre puedes regatear el precio y pagar menos de R$10 el trayecto.

Lagoa do Paraíso

Además de pasarte el día con el culo en remojo en alguna de las hamacas que verás a lo largo de la orilla, también puedes pasearte e ir descubriendo los chiringos que están repartidos alrededor de la laguna. Algunos mejores que otros y con precios que varían bastante, así que te recomiendo que preguntes precios antes de sentarte a comer.

Lagoa do Paraíso
En este paraíso yo pasé el día entero, volví sobre las 17:00 para llegar a la puesta de sol de Jeri. 
Por último, comentarte que esta laguna es inmensa y tiene una parte que se llama la Lagoa Azul, que es parte de la Lagoa Paraíso, no pienses que es otra diferente. Algo más protegida, el agua allí es más azulada, de ahí su nombre. Para ver esta parte de la laguna yo dedicaría otro día o si no tienes más días pues entonces puedes darte un buen paseo y llegar hasta ella rodeándola, pero te advierto que será un poco paliza.

Mi segunda sugerencia de excursión es que vayas a Tatajuba. Se trata de una excursión de todo el día, 5 horas de duración y el transporte escogido en esta ocasión es el Buggy. Yo lo hice con una empresa que se llama Jumentur y nos costó R$40 por persona.


Irás por la orilla de la playa, cruzarás ríos y alguna pequeña población, subirás y bajarás dunas de hasta 80 metros de altura y durante mucha parte del trayecto también verás lagunas de agua turquesa a tu alrededor, todo un espectáculo. 



Llegarás hasta un río donde si te apetece puedes coger una barquita para ver caballitos de mar, tampoco creas que será algo increíble, pero por el precio que supone no dejaría de hacer el paseo, no es muy habitual conseguir ver esta especie suelta en la naturaleza.


Caballito de mar
Justo después cruzarás el río subiendo el buggy en unas plataformas de madera, alucinarás con la velocidad y maña que tienen los operarios.
Cruzando el río
Después de un rato llegarás hasta la que para mí fue la sorpresa del día y sin duda donde me hubiera quedado el día entero...hablo de una duna de 80 metros que terminaba en una laguna. Aquí te alquilan una tabla de sandboard y o te tiras sentado sobre ella y terminas en mitad de la laguna de la velocidad que cojes, o intentas como yo, hacer sandboard y con mucha probabilidad terminarás comiéndote la mitad de la duna porque poco tiene que ver con el snow... 


Esta es la parte mala del día, aquí no han llegado los arrastres de las estaciones de esquí, sólo esa cuerda. 


Y para terminar, llegarás hasta la playa de otra laguna donde tienen un chiringuito que tiene cervecita fría y algún que otro pescado fresco, con buena pinta, pero te advierto, precios de turista.

y de repente un cerdo..
Ya es hora de volver. El trayecto de vuelta es la guinda de esta excursión. Un paisaje parecido al que llevamos viendo, pero aderezado, no sé si por ser por la tarde, con algún que otro animal. La parte final, pegado a la orilla del mar y la entrada a Jericoacuara por la famosa duna "Pôr do Sol", fue increíble.

 
 
buffet de tortuga para los carroñeros
Y mi última sugerencia de excursión, ésta es un poco más aventurera porque supone pilotar tú mismo un "quadriciclo" con el que acercarte hasta la famosa "Pedra Furada", Barrinha y alguna otra laguna de la zona, claro está siguiendo a un guía. Esta excursión es más corta que las otras, en 2 horas estarás de vuelta, pero conlleva más descarga de adrenalina.



 
Si resulta que tus planes es quedarte una temporada en Jeri, no deberías dejar de acercarte hasta Lençois Maranhenses, un Parque Nacional donde todo a su alrededor son dunas con lagunas tipo la que ya hemos visto, pero eso, imagínate cubriendo la extensión de un parque nacional. Se trata de una excursión de varios días que supondrá dormir fuera de Jeri, pero ya te digo, si vas con tiempo, éste debe de ser uno de esos paraísos que se te quedan grabado para siempre en tus recuerdos. Para hacer esto, te voy a recomendar la primera de las agencias de viajes que comenzó en Jericoacuara y que la propia Lonely Planet recomienda. Se llama Jerimoom Tour y puedes contactar con su dueño, Dadinho para organizar tu excursión en los siguientes emails: jerimoontour@hotmail.com y en dadinhojeri@hotmail.com. Te dejo también un teléfono por si te interesa: (0055) (88) (8816.1611) 

Imagino que después de tanta aventura, adrenalina y paliza física, lo único que te convence que te cuente ahora es un sitio donde reponer energía, así que vamos a cenar. Mi primera opción es el Tamarindo. Está situado bajo un tamarindo gigante que hace de techo en la parte de la terraza. Los camareros son todos encantadores, muy serviciales y atentos y la comida es un show. Cocina elaborada con productos frescos, muy recomendable de verdad. Para reservas (088) 9962.4301.



Y si quieres conseguir una caipirinha gratis como la que ves en la foto, el restaurante tiene repartido por las tiendas del pueblo tarjetas de visita y para terminar de convencer al turista indeciso, te dirán que si vas de su parte te invitan a una caipirinha. Así que aprovéchate, porque en este país es muy raro que regalen algo.


Aquí tendrás la oportunidad de comer la famosa vatapá, un plato típico de Bahía hecho con leche de coco, cacahuete, jengibre, aceite de palma...este plato es sugerencia del restaurante y lo sirven con gambas, langosta y acompañado de arroz. Y cuesta R$40 (unos 16 euros).  

Vatapá
Como segunda opción, también muy recomendable, no puedes dejar de probar la famosa moqueca de camarão. Un cocido de pescado con pimiento, cebolla, tomate y leche de coco, te recomiendo el restaurante Pimienta Verde. Ambiente muy familiar, en su terraza estarás en la gloria. Puedes reservar en el (088) 9916.0577 o por email: pimientaverdejeri@hotmail.com.

Moqueca de camarão

Uno de los momentos especiales del día en Jeri, es la puesta de sol y para asistir a tal evento, te voy a proponer dos posibilidades. La más famosa es ir a la duna que tiene por nombre tal acontecimiento, "Duna Pôr do Sol" no tiene pérdida, la conocerás el mismo día que llegues a Jeri, en el momento que te acerques a la playa, te la encontrarás a la izquierda. Por lo menos una tarde deberías acercarte hasta aquí para disfrutar de este momentazo. Y otro aliciente para que te acerques hasta aquí, es que una vez que el sol se pone, puedes aprovechar y bajar la duna con una de las tablas que te ofrecerá un oriundo. Por R$5 podrás hacerte un par de bajadas.



Además del espectáculo que será ver la puesta de sol, a esta hora se suelen concentrar chavales de Jeri que aprovechando la pendiente de la duna, se dedican a bajarla como un auténtico saltimbanqui del Circo del Sol. Te dejo una pequeña muestra.

video

Y aunque ésta que te acabo de contar es la propuesta clásica para ver la puesta del sol, después de unos cuantos días, descubrimos otra también muy atractiva y con otros alicientes. Es justo en el lado contrário a la duna. Una vez en la playa, tiras hacia la derecha y después de pasar una primera zona de tiendas, en dirección a la famosa Pedra Furada, comenzarán los hoteles de mayor lujo de Jeri. Bueno pues casi al final tienes el Club Ventos, un centro de windsurf y demás actividades, que además tiene una terraza con unas vistas privilegiadas. 



A la hora de la puesta del sol tienen "happy hour", 2x1 en caipirinhas, así que aquí tienes otro aliciente que no debes dejar de aprovechar.      



 
Una vez se pone el sol, en la terraza del club que es un tipo chill-out, tienen una pantalla gigante y proyectan acto seguido una película para que sigas allí tomando caipirinhas.


Y llega la noche a Jericoacuara y con ella, todo tipo de fauna..
La fiesta siempre comienza igual, al final de la calle principal y justo en el comienzo de la playa, se colocan unos chiringos improvisados, con muchas frutas y el alcohol que prefieras, vodka, cachaça, ron... y aquí la gente se toma unas cuantas caipirinhas antes de ir al bar donde se celebre la fiesta ese día. Como Jeri es pequeño, los bares llegaron al acuerdo de que cada día de la semana la fiesta se celebrara en un local, de esa forma no tienes que pensar donde ir y además, esto garantiza que el bar donde se celebre la fiesta esa noche esté lleno. Para mí la fiesta más divertida y auténtica es la de forró así que intenta que alguna de tus noches coincida con esta fiesta. Aunque nunca lo hayas probado, te garantizo que esa noche aprenderás a bailar. Aquí tienes una pequeña muestra para que prepares tu cuerpo.




Para enterarte de dónde será la fiesta esa noche, no tienes más que preguntar a cualquier persona de las que viven allí o en cualquier tienda o restaurante te podrán informar de ello. Al final de la noche, todo el mundo termina entorno a las 4:00 de la mañana en la panadería del pueblo. Lo necesitarás para recargar energía después de toda la noche sambando.
De momento, esto es todo lo que te puedo contar sobre Jericuacuara, pero garantizo que volveré y cuando eso ocurra encantado actualizaré la información.
Un abrazo enorme. 

En cuanto a música, debo decirte que en este viaje no conocí mucha pero como siempre me apetece darle nota musical a todos los destinos, te voy a dejar con un vídeo del artista que en esos momentos estaba "bombando" como dicen en Brasil, a nivel nacional y que incluso llegó a Europa. Seguro que conoces este tema de sertanejo universitario de Michel Teló. " Aí se eu te pego"